Tag Archives: gas

Tecnologías limpias en autobuses: Amigables sí, baratas no

 

Uno de los factores más contaminantes en las ciudades son los autobuses. Aunque a nivel gubernamental no existe aún una política clara sobre la promoción del uso de tecnologías limpias en las flotillas, algunas empresas ya hacen esfuerzos para adquirir vehículos más amigables con el ambiente.

 

Adquirir estos vehículos representa una fuerte inversión. Tal es el caso de la empresa de autobuses Autotransportes

Desamparados S.A (ATD), a cargo de las líneas de Desamparados, Los Guido y Aserrí. Recientemente adquirieron 10 autobuses y esperan comprar otros 15 en la segunda mitad del año. El costo de cada unidad supera los US$100.000.

 

No son eléctricos, tampoco funcionan con gas, pero si tienen un motor mucho más eficiente con sofisticados controles electrónicos, y transmisión automática. Por estas características son mucho más eficientes, contribuyendo al ahorro en combustible, y logrando atenuar el impacto en el ambiente, explica Ronald Ureña, gerente general de la empresa.

 

Para ir más allá, en el 2011 empezaron a analizar si conviene transformar algunas unidades de las más antiguas, a gas licuado. Y en setiembre del año pasado transformó una de ellas. Ureña destaca la efectividad del sistema para reducir las emisiones y partículas, y el ruido. Pero reconoce que no resulta tan económico para la empresa.

 

Afirma que usando el gas licuado no se ahorra en combustible pues se consumen más litros por kilómetro. La diferencia es pequeña, pero existe. En el caso de ATD el combustible se compra de manera directa con Recope pues cuentan en el plantel, con la infraestructura necesaria y avalada por el Ministerio de Ambiente y Energía (Minaet) y Recope, para almacenar el combustible.

 

El precio del litro de diésel incluido transporte es de ¢601,34. Y el gas de compra directa, es 50% más barato. Aparentemente habría una ventaja explica Ureña. “Pero un autobús Mercedes que es el que se convirtió a gas licuado, consume 0,42 litros de diésel por kilómetro, para que salga ventajoso el consumo en gas debería ser de 0,65 litros por kilómetro, sin embargo, el rendimiento es mucho menor. Al final se gastan unos US$30 dólares diarios de más en gas licuado que si se gastaran en diésel”, dijo.

 

Considera que antes de transformar los autobuses para que se muevan con gas licuado, sería preferible comprar unidades nuevas. Pero el tema del costo se vuelve un inconveniente. Ureña aboga para que el Gobierno motive la compra de vehículos amigables con el ambiente, y no necesariamente subvencionando. Más bien propone que se ataque la inseguridad jurídica debido a que las concesiones tienen una corta duración, lo que implica un riesgo para las entidades bancarias, que usualmente prestan grandes sumas bajo horizontes más largos.

 

A las empresas se les otorgan concesiones por 7 años, la última fue en el 2007 por lo que vence en el 2014. . En teoría al cumplir a cabalidad con el servicio durante la concesión y haber realizado inversión necesaria, es probable que se mantenga como concesionaria de la lista. El problema es que no se puede descartar que el Estado no la conceda. Y a nivel bancario cuando se solicita financiamiento para estas inversiones, eso tiene un peso.

 

El otro punto es el costo máximo de referencia de un autobús que Aresep toma en cuenta en el modelo econométrico, para calcular las tarifas, es de US$82.000. Muy por debajo de lo que cuestan incluso algunas unidades de las que ya circulan en el país. Esto implica que a los autobuseros nunca se les reconocería la inversión.

 

ATD continuará con su esfuerzo de lograr una flotilla menos contaminante, dice Ureña, pero revela que hace falta una política de Estado que facilite a esta empresa y al resto, la adquisición de tecnologías más eficientes y menos contaminantes. En el Consejo de Transporte Público informaron que ya están analizando el tema, y que en los próximos meses podría presentarse a los interesados para su discusión.

 

 

 

Fuente: crhoy.com Noticias 24/7

Por Gabriela Contreras